IDILIO Una jodida historia de amor...

¿Quien diría que una chica como yo iba a acabar así? Atontada, asombrada, idiotizada... enamorada, ¿quien creería que iba a caer tan bajo? La verdad no se me da muy bien este asunto de el amor, no he tenido muchos novios y no he durado lo suficiente con ellos como para decir que daría lo que fuera por esa persona... pero eso cambio cuando lo conocí... Esta no es otra tonta historia de amor... sino una jodida historia de amor.

0Me gustan
0Comentarios
63Vistas

1. El comienzo.

Wou. Después de 4 largas horas de viaje en el espantoso avión es un alivio que al fin haya llegado. Eso de viajar desde tu internado en quién sabe dónde hasta San Francisco no es nada pero nada lindo. Al fin pude levantarme y estirar las piernas, no me podía ni parar para ir al baño porque me dan demasiado miedo los aviones, que tal si mientras estoy en el baño comienza una espantosa turbulencia y no puedo hacer nada más que hacerme bolita y llorar sentada en la taza del baño rezando para no morir, no me arriesgare. Al salir del avión corri directo hacia los sanitarios he hice mis necesidades, me arregle un poco el cabello y me lave la cara, al salir de allí me encontré con mi padre cruzado de brazos, el señor Blake, el magnífico hombre de negocios que al parecer si recordó venir por su única hija al aeropuerto.

-¿Qué clase de modales son esos Melissa? – pregunto mi padre con el ceño fruncido.

-¡Hola padre! Yo también te extrañe mucho, y estoy bastante bien gracias por preguntar. – dije sarcástica.

-Melissa – me reprendió mi padre – no era necesario que salieras corriendo del avión hacia los sanitarios, el avión tenía unos.

-Creo que has olvidado que tu hija le tiene pánico a los aviones, helicópteros, aeroplanos y cualquier medio de transporte aéreo.

-¿Todavía les tienes miedo?

-Me llevaron a un internado para mejorar mi conducta, no para perder el miedo a los aviones, helicópteros, aeroplanos y cualquier…

-…medio de transporte aéreo si si ya lo dijiste – me interrumpió mi padre – bueno y a qué hora vas a soltar las maletas y a darme un abrazo – dice al tiempo que extiende sus brazos.

Sonreí ante el gesto y me lance a sus brazos para abrazarlo, tenía 13 años de no verlo a causa de que me mandaron al mandito internado para mejorar la conducta de la señorita Mildred, era un horror. Al abrazar a mi padre después de tanto tiempo pude reconocer su aroma, no ha cambiado nada desde que me marche, corrección, desde que hicieron que me marchara, tenía un aroma exquisito, una combinación de café y canela, ni siquiera sabía que eso podría oler tan bien.

-Bienvenida a casa mi pequeña – dijo mi padre terminando el abrazo y tomándome de los hombros – ¿Dónde están tus maletas?

-Puede que sigan en la banda de equipaje, recuerda que salí corriendo del avión.

-Pues vamos por ellas que tenemos que ir a casa.

Fuimos a buscar mis maletas en la banda, y efectivamente estaban allí, mi padre me ayudo con ellas y nos encaminamos a la salida del aeropuerto, nos subimos a su auto que estaba estacionado en un lugar no tan lejano de la entrada y nos dirigimos a casa.

Durante el trayecto no hablamos mucho, me pregunto sobre mi estancia en el internado y le conté algunas cosas, yo le preguntaba de cómo se encontraba mi madre y como les iba en el trabajo. Ellos trabajan en una empresa llamada Business Gold, la verdad no se mucho en que consiste su trabajo, solo sé que los hace trabajar casi las 24 horas del día y no estoy exagerando, pero supongo que ya me iré dando cuenta con el paso del tiempo en que consiste la labor de cada uno.

-Hemos llegado – anuncia mi padre al aparcar fuera de la casa.

La casa luce exactamente igual a como la recordaba, de dos pisos, con detalles antiguos y muy bien elaborados y cuidados, con dos ventanas abajo y arriba, y el jardín estaba muy bien arreglado con flores de diferentes estilos y arbustos de diferentes tamaños. Mi padre bajo las maletas del portaequipaje y se dirigió a la entrada de la casa abriendo la puerta.

Al ver en su interior está totalmente cambiada he irreconocible, muebles nuevos, pantalla de plasma en la sala, una gran mesa rectangular en el comedor con sillas bastante elegantes. Comencé a adentrarme y al parecer llegue a la cocina, todo estaba diferente a como lo recordaba.

-Sí que han hecho muchas remodelaciones – le dije a mi padre que dejo las maletas al pie de la escalera y se sentó en el sofá con su celular en la mano.

-Tu madre quería cambiar todo desde hace tiempo y como si podemos darnos el lujo de hacerlo pues lo hicimos – respondió mi padre sin apartar la mirada del celular – tal vez tu madre este arriba en el despacho.

Me dirigí a las escaleras, tome mis maletas y comencé a subirlas hacia donde recordaba que era mi habitación, la puerta estaba cerrada y escucha una voz femenina proveniente de adentro, supongo que es mi madre, abrí la puerta y veo que al parecer ya no era mi habitación, sino un despacho, y mi madre estaba hablando por celular sentada en la silla que estaba acomodada detrás del escritorio. Mi madre al verme me levanto el dedo índice para indicarme que esperara, baje mis maletas en la entrada y espere a que terminara de hablar.

-Eugenio ahorita no puedo resolver eso porque no estoy en la oficina por favor habla con mi secretaria y dile que te de los papeles que quieres y encárgate de todo ese asunto – dijo mi madre- no me importa si Alexander no está de acuerdo, tu encárgate de ello – y colgó – Hola Melissa ¿Qué tal el viaje? – dijo tecleando algo rápido en el monitor.

-Pues dejando de lado que no podía pararme ni para ir al sanitario a hacer mis necesidades por miedo a que el avión se cayera, supongo que estuvo bien – ni siquiera me voltea a ver.

-Melissa una dama no dice esas cosas, ¿Qué no te mandamos a un internado a que mejoraras tu conducta? – Me reprendió – Me alegro de que ya estés aquí cariño – al fin dijo algo mirándome a la cara, se pone de pie y se dirigí a mí para abrazarme, yo también la abrazo pero fue muy rápido ya que ella lo finalizo dándome unas palmadas en la espalda y dirigiéndose a las escaleras.

Ambas bajamos, yo detrás de ella, se sienta a un lado de mi padre en el sofá y también comienza a ver su celular.

Mi familia no ha cambiado nada desde que me fui, siguen obsesionados con el trabajo y es la mayor prioridad antes que la familia, supongo que tendré que acostumbrarme a eso otra vez, ya que me mandaron al internado y apenas sabía algo de ellos de vez en cuando con una carta porque no fueron dignos de irme a visitar una maldita vez. Pero en fin, ya estaba en casa y lo único que quería hacer en ese momento era  dormir, aunque ahora que recuerdo…

-¿En dónde se supone que dormiré? – pregunte poniéndome de pie frente a mis padres.

-Cariño no le dijiste ¿verdad? – dijo mi madre mirando a mi padre.

-Creo que lo olvide – respondió el sin apartar la vista del celular.

-¿Decirme qué? – pregunte.

-No vas a vivir con nosotros – dice mi madre.

-¿¡QUÉ!? – grite

-Hija tranquilízate, no es para tanto, ya tienes 18 años, ya puedes ser independiente.

-¡Que linda manera de deshacerse de su hija! – otra vez.

-No exageres Melissa, te conseguimos un departamento no muy lejos de aquí, llama a un taxi para que te lleve – dijo mi padre poniéndose de pie – yo tengo que ir a la oficina.

-Yo voy contigo – dijo mi madre – solo iré por mi bolso.

-¿Es en serio? – Pregunte elevando la voz – Su única hija acaba de llegar del internado a donde la mandaron ¿y ustedes se van a la oficina a trabajar?

-Hija una señorita no eleva la voz de esa manera – me regaño mi madre – sabes que tenemos mucho trabajo y apenas estamos en casa, ve a tu departamento nuevo – me entrega un papel con una dirección - desempaca y sal por la ciudad y diviértete – y me entrega un par de billetes.

Me quede de brazos cruzados viendo como sostenía el dinero y la dirección y al ver que no los tomaba los coloca en el sofá y sale junto a mi padre de la casa. Me asomo por la ventana como se suben al auto y se marchan.

Si, así son mis padres, supongo que acostumbrarme a ese comportamiento será más difícil de lo que pensé.

☺♥☺♥☺♥☺♥☺♥

HOLA!! Es el primer capítulo que escribo en toda mi vida y también es mi primera novela que escribo, tengan piedad de mi si no les gusto, prometo que les encantara conforme se vayan dando los capítulos ;)

No se cada cuando vaya a subir un capitulo nuevo, pero creo que no tardare mucho ya que en este momento estoy de vacaciones y no hago muchas cosas.

Comenten sus opiniones, quejas y sugerencia, me encantaría saber que piensan :3

GRACIAS POR LEER  C:

#SonLosMejores :3

También puedes leerla aquí -----> https://www.wattpad.com/user/MitziAiled

Join MovellasFind out what all the buzz is about. Join now to start sharing your creativity and passion
Loading ...