Mala Jane - 2TEMPORADA

  • por
  • Rating:
  • Publicado: 4 ene 2015
  • Actualizado: 6 ene 2015
  • Estado: Complete

2Me gustan
1Comentarios
1036Vistas
AA

10. Mala Jane - 2TEMPORADA: Capítulo 10

Liz me había callado, ella no podía darse cuenta que yo era completamente virgen. Una vez intenté fajarme a Liam pero él muy p%rro me rechazó....Mi mente daba mil vueltas cuando....¿Virgen? ¿Dijo que ella era virgen?
Jane: -¿Eres virgen, no?
Liz: -Sí ¿y tú?- dijo con la vista al volante.
Jane: -Tendré que corroborar esa información Martín- Liz dio un frenazo en seco.
Liz: -Mira niña, tú no te metes ni con Martín ni con mis hijos así que más te vale que los borres de tu mente porque no respondo- Se notaba que era muy delicada con su familia pero.. ¿Por qué no vivía con sus hijos? Era obvio que ellos eran demasiado importantes como para mezclarlos conmigo. Ellos sería un punto muy débil para ella y yo tomaría eso como ventaja, y de hecho, lo iba a hacer.
Jane: -Me tienes miedo- reí malévola.
Liz: -Estás tocando terreno equivocado.
Jane: -Me pregunto qué diría Martín de que le succionaste el tubo a mi padre- Abrí la puerta de coche.
Liz: -¿Dónde vas?
Jane: -Me voy a casa- comencé a caminar.
Liz: -¡Estás loca! ¡Entra al auto!
Jane: -No quiero- la ignoré y seguí caminando.
Liz: -Jane Claire Styles, entra al auto ahora mismo- me detuve y di la media vuelta.
Jane: -¿Acaso te crees mi madre? Apenas te conocí ayer.
Liz: -¿Sabes qué? ¿Te vas a quedar aquí? ¡Perfecto!- subió al auto y arrancó.
Maldita desquiciada, me dejó sola enmedio de la nada. Comencé a caminar por aquél desértico lugar, no hallaba nada, estaba entre el cayo del diablo y la caspa de cualquier demonio. Bonita ubicación; encontré un árbol y me subí a él. Queriendo subir perdí pie en una rama y me di tremendo porrazo en el piso, me doblé el tobillo y me comenzó a doler notablemente.
Jane: -Maldita, Liz. Voy a hacer la manera de morir número 725 contigo- decía mientras apretaba mi tobillo con fuerza. Me quedé dormida bajo en árbol...cuando escuché a lo lejos una voz.
Harry: -Ay Jane ¿Qué ha hecho el mundo contigo?- se agachó, yo abrí los ojos y me senté.
Jane: -¿Cómo me encontraste?
Harry: -Tu padre le puso un rastreador a tu teléfono. Levántate- me tomó del brazo y me levantó.
Jane: -Su hermana me dejó aqui botada, que mala educación ¡Ay!- no pude levantarme, me dolía el tobillo.
Harry: -¿Qué te sucede?- dijo preocupado.
Jane: -Me caí del árbol y me lastimé el tobillo.
Harry: -Que traviesa eres- me tomó las piernas y la espalda y me cargó hasta el auto. Subiño y arrancó.
Jane: -¿Liz se enojó conmigo?
Harry: -Sí, pero se le pasará-
Luego de unos minutos de silencio varias interrogantes cruzaron mi mente ¿Por qué no he hecho maldades hasta el momento? ¿Qué me impide tratar de escapar? ¿A quien engañaba? La razón era porque no quería quedar mal frente a Harry y su presencia me disipaba cualquier pensamiento maníaco. Por eso cuando estoy sola con Liz medio regresa la Jane de antes pero frente a Harry no puedo portarme maldita.
Jane: -¿Dónde vamos?
Harry: -Un doctor debe revisarte-
Hary iba conduciendo un descapotable, su cabello se movía con el viento y yo producía otros veinte litros de baba, luego de unos minutos llegamos a un consultorio.
Doctor: -Buenos días, Harry. No sé si estás enterado pero aquí no es lugar de celebrar la luna de miel- rió. Noté que lo dijo porque Harry me traía entre brazos, a mi tambien me causó un poco de risa.
Harry: -Muy gracioso, Louis. Jane se lastimó el tobillo cayéndose de un auto.
Jane: -¿Me van a amputar el pie?
Louis: -Con suerte si, tráela adentro- Noté que Louis tenía buen sentido del humor.
Harry me cargó hasta una camilla.
Louis: -Ya puedes largarte, Harry.
Harry: -No la dejaré sola contigo.
Louis: -Harry, lárgate o le cuento lo de Dayanne.
Harry: -Te espero afuera- salió.
Louis: -Déjame ver- se agachó y me quitó el zapato.
Jane: -¿Me cuararé pronto?
Louis: -Eso creo.
Jane: -Mi$%da, yo quería que Harry me cargara ¿Quién es Dayanne?
Louis: -Eso no te incumbe- se levantó y tomó una venda de su escritorio.
Jane: -¡Pero que c%lo!- dije al ver su enorme trasero.
Louis: -Gracias, es natural- rió.
Jane: -¿Cómo cuánto más se le hincha si le dan nalgadas?
Louis: -Sólo un poco- Me puso una venda.
Jane: -¿Puedo tocarlo?
Louis: -Adelante- se volteó y comencé a tocarle el trasero. La puerta se abrió.
Harry: -¿Ya ter....? ¡Louis!
Louis: -¡Ella insistió!
Harry: -¡Por Dios! ¡Tiene 17 años, tú 25!- me tomó en sus brazos y me sacó.
Louis: -¡No se vayan! ¡Aún me falta tocárselo a ella!
Jane: -¡En la próxima!- ambos reímos.
Harry me subió al auto y arracó a toda velocidad, se miraba molesto.
Jane: -¿Se molestó?
Harry: -¡Louis es mi primo! Si vinimos aquí es porque es el doctor más cerca ¡¿Cómo se atreve a abusar de ti?! Por eso es que no quería dejarlos solos.
Jane: -Perdóneme, no sabía que fuera de esa manera- ¿Por qué me portaba tan angelical con él?
Harry: -No te preocupes, él no te volverá a molestar-
Luego de un viaje silencioso e incómodo, llegamos a la casa. Harry me llevó hasta el sofá.
Harry: -¿Tienes hambre?- De ti sí.
Jane: -No. Debo preguntarle algo.
Harry: -Dime- se sentó a la par mía.
Jane: -¿Por qué su hermana niega a su familia? ¿Por qué no vive con ellos?
Harry: -Ya te enteraste...Ella no quiere que te des cuenta de ellos porque su posición económica depende de tu familia. No sé porque pero te cree capaz de encontrar la manera de que despidan a Martín y ella quedaría muy mal...Sus hijos, ellos no viven con ella porque están en un centro especial, ambos padecen de trastornos mentales severos.
Jane: -Entiendo- Ay Liz te tengo en mis manos.
Harry: -Si Martín pierde su empleo no podrían pagar el centro especial.
Jane: -Pero usted es director de Mánchester.
Harry: -Líz es muy orgullosa.
Jane: -¿Me lleva a mi habitación?
Harry: -¿Estás cansada?- Asentí. Harry me llevó arriba en sus brazos, ya me estaba comenzando a gustar esto. Ojalá mi tobillo nunca se curara, me dejó en mi cama.
Jane: -Otra pregunta ¿Liz tiene el mismo apellido que usted?
Harry: -No. Ella usa su apellido de casada, Poulston ¿Por qué?
Jane: -No, por nada...- el se volteó y abrió la puerta- Espere- me miró- Perdón por haberlo besado ayer- se le escapó una sonrisita que trato de fingir inmediatamente, sólo asintió y se fue. A ver, aver. Liz Poulston, vas a pagarme lo que dices de mi padre. Tomé mi teléfono- ¿Hola?
Leo: -¿Hola? ¿Quién habla?
Jane: -Jane Styles.
Leo: -Hola, señorita ¿Cómo le va? ¿Cómo está su padre?
Jane: -Muy bien, de hecho lo llamo por él.
Leo: -¿Qué se le ofrece?
Jane: -Él está muy ocupado, está de viaje en Las Vegas y quería hacerle un comunicado.
Leo: -Claro, lo que usted me diga son órdenes.
Jane: -¿Conoce a Matín Poulston?
Leo: -Claro, es el director de seguridad de este internado?
Jane: -Quiere que lo despida...ya mismo.
Leo: -¿Enserio? Pero él ha hecho bien su trabajo.
Jane: -¿Quiere que lo consulte con mi padre a ver que opina que no acataron sus órdenes, Leo?
Leo: -No, señorita. Ahora mismo le doy su carta de despido.
Jane: -Gracias- corté. Liz, Liz, Liz...a ver que tan ruda eres ahora.

Join MovellasFind out what all the buzz is about. Join now to start sharing your creativity and passion
Loading ...