La laguna sin fondo

  • por
  • Rating:
  • Publicado: 29 ago 2014
  • Actualizado: 29 ago 2014
  • Estado: Complete
Historia corta de esperanza e ilusión, escrita a mis 15 años

4Me gustan
1Comentarios
182Vistas
AA

4. La cruda verdad y un adios amargo

 

 

Capitulo IV La cruda verdad y una adiós amargo.

 

-Matilda, te explicare algo sobre nosotros, los seres como los dragones, unicornios, fénix, y pegasos  tienen esa forma cuando son guardianes de un lugar específico para ellos, en cambio cuando no son guardianes o Están fuera de ese lugar toman otra forma que es muy similar a la humana, a cada guardián se le entrega como regalo al nacer un anillo único que es creado solo para él, como el que tienes tú en tu poder en estos momentos colgando de tu cuello.

-Guardianes has dicho!, de que lugares,  de que estas hablando, no entiendo de algún lugar de acá?

-No, no de un lugar de acá, aquí no dañamos nuestro entorno, sino de tu mundo como lagos, ríos, bosques, montañas, volcanes ellos los cuidan y protegen ya que son lugares sagrados para ambos mundos ya que crean un equilibrio perfecto manteniéndonos con vida a ambos mundos, nosotros y ustedes coexistimos, claro está sin que ustedes se percaten, ustedes los humanos no se percatan de mucho solo lo que tienen en frente y es tangible y les genere algún tipo de ganancia, lamentablemente hay algunas veces en que la mano del hombre alcanza a esos lugares y rompen el equilibrio destruyendo el lugar y dejando a un guardián sin nada que cuidar o proteger ahí es cuando se pierde el sentido de la vida de ese guardián y a veces es peor ya que  hasta terminan matándolo creando así  un poco de caos en el ambiente.

-Y entonces la laguna que está cerca de mi casa es un lugar sagrado?

-No, esa laguna sin fondo es como un vértice que se puede utilizar como portal para llegar al mundo de Greta en donde viven los seres mágicos, no pretenderás que vivan en la tierra y a merced de los humanos y que si así fueran seriamos utilizados para su propio beneficio, hasta destruirlos como suelen hacer con todo lo puro que poseen y la mayoría de los seres mágicos tienen un corazón puro que algunas veces es oscurecido si es dominado por algún humano cruel e inescrupuloso, pero eso es un cuento aparte, los portales que hay en tu mundo son un modo que encontramos para poder desplazarnos libremente hacia nuestro mundo sin molestar el balance de todo .

-Lo que tú me estas queriendo decir que algunos seres mágicos viven en la tierra y están ahí para proteger ciertos lugares sagrados de la tierra para que nosotros no lo destruyamos y rompamos el equilibrio de ambos mundos.

-Sip básicamente es  eso es lo que te he dicho

-Pero ahora eso complica más mi búsqueda ya que no creo que ese guardián quiera ayudarme a mi soy humana y al parecer la forma en que nos describen es de seres inescrupulosos, déspotas y además como podre encontrar a un dragón guardián que solo he visto bajamente bajo el agua ya que ellos pueden cambiar de forma y ahora que el carnaval ya fue lo más probable es que cada guardián volverá a su lugar sagrado para cuidarlo y yo me tendré que quedar aquí si no lo encuentro ahora , que voy a hacer ahora?

-Nada

-Cómo quieres que no haga nada, mi vida no está acá en este mundo sino en el otro no tengo nada que hacer aquí, debo buscarlo cuanto antes y pedirle que me lleve de regreso.

   Matilda se levantó del suelo y se disponía de ponerse en marcha a toda prisa para encontrar a ese dragón que había visto y que ahora tenía forma humana, buscaría a alguien que tuviera cara de dragón o algo similar, con colmillos o algo así, estaba a punto de salir a buscarlo cuando Mirachs la tomo del brazo y la hizo detenerse.

-Matilda, detente tengo que decirte algo muy importante solo escúchame un momento por favor, yo sé cómo puedes volver a tu casa ahora, ven conmigo y te diré como, caminemos hacia las afueras de la villa.

  La tomo del brazo y la condujo a través de la multitud que comenzaba a celebrar el gran acontecimiento de las mariposas, Mirachs tomo a Asiul y lo introdujo dentro del bolso de viaje para que no le pasara nada, pasaron a través de la multitud para poder salir de la villa fue casi toda una odisea poder atravesar todo esa  gente bailando y cantando por todas partes cuando al fin pudieron salir de la villa Mirachs comenzó a relatarle una historia, su historia.

-Ahora solo quiero que escuches y no digas ni preguntes nada hasta que yo termine, cuando yo nací mi padre y mi madre estuvieron muy felices ya que el oráculo de Gretales dijo que yo su único hijo sería designado como guardián de un lugar sagrado de la tierra yo sería un guardián y ese es el más grande de los honores para cualquier criatura mágica ya que tienes el poder de desplazarte de un mundo a otro no todos los seres mágicos tienen el permiso salir de Greta  y como imaginaras mis padres estaban más que orgullosos y contentos por la noticia, el lugar sagrado que yo debía de cuidar y proteger era un espíritu de la naturaleza  muy importante que estaba resguardado por un bello bosque de árboles verdes y bellas flores y ese lugar anteriormente era cuidado por Sirius un  unicornio era un ser con el corazón más puro y noble que allá conocido, para Mi fue un gran amigo y maestro, cuando yo lo conocí él ya tenía sus años en cambio yo era un niño con una gran responsabilidad y poca experiencia era el nuevo guardián de ese espíritu de ese bosque  y mi misión era cuidarlo y protegerlo de todo mal y hace lo hice o intente hacerlo  durante mucho tiempo hasta que la mano del hombre logro alcanzar ese lugar y empezó a destruirlo poco a poco, destruyeron  el bosque y mataron a Sirius cuando trato de defender el bosque de no ser derribado y en cuanto al espíritu  al  empezaron a destruir  el bosque él se fue debilitando poco a poco, yo como guardián de de ese lugar  lo protegí con toda mis fuerzas  y también trate de proteger el tesoro mas preciado de sirius un árbol de manzano que el cuidaba con mucho amor ya que al parecer  tenía un alma y un espíritu muy distinta a otros árboles  que se mezclaba raramente con el espíritu de la naturaleza que ahí vivía como no pude evitar que fuera destruido y con sirius muerto no me quedo más opción que convertir esa alma en este pequeños ser, Asiul el pequeño ratón que debo proteger y cuidar ya que esa es mi misión en esta vida cuidar el corazón de mi lugar sagrado, cuando el oráculo le dijo a mis padres que yo había sido designado para ser un guardián le dieron un anillo para mí que me diferenciaba de los demás ese anillo era la llave de mi lugar sagrado o mi portal personal el lago Asiul  que es el nombre del lago de donde tu viniste para mí, quizá para ti tenga otro nombre pero para mí es Asiul y es  anillo  del que hablo es el que  tienes  tú en el collar.

-Me estas queriendo decir que este anillo te pertenece y que tú me trajiste hasta este mundo!

-Si, al parecer es así

-Todo este tiempo que estuve junto a ti y ni siquiera fuiste capaz de decirme que eras un dragón, el guardián de un lago y que tú me trajiste hasta acá, cómo pudiste hacerme esto!

 

  Matilda salió corriendo de rabia y de dolor y esta vez pudo llorar, las lágrimas le caen como nunca se sentía engañada y dolida Mirachs corrió detrás de ella el tomo su brazo y la abrazo muy fuerte

-Lo siento tanto pero yo no lo sabía, de verdad nunca se me paso por la mente que yo había sido el culpable que te trago hasta acá, yo sin querer te arrastre conmigo cuando entre a la laguna y no me di cuenta de eso, fue mi error, lo siento tanto, yo no me di cuenta de eso, ni siquiera me preocupe por la perdida del anillo, esto es todo mi culpa si lo hubiese buscado en la laguna cuando lo perdí te hubiese encontrado a ti y te habría llevado de regreso a casa inmediatamente y no te hubiese arrastrado hasta acá conmigo, pero no lo hice ya que no me importo.

-Pero por que no te importe –dijo Matilda entre sollozos-

-No es que tu no me hallas importado bobita ni siquiera sabias que estabas ahí, lo que no me importo fue regresar por el anillo ya que no me servía de nada, ya no era la llave de mi lugar sagrado solo era la llave de un hogar destruido que ya no poseía por eso fue que no lo busque, pero debí buscarlo ya que esa era la llave de mi hogar el lugar donde tuve paz y seguridad al cual no pensé en regresar más.

  Matilda suspiro y rio

-Por qué ríes ahora Matilda

 

 

-Porque pienso que todo pasa por algo y si tú te hubiese vuelto a buscar el anillo en ese momento  yo no estaría aquí si no en mi mundo y nunca habría tenido lo oportunidad de conocer este mundo marilloso, nunca hubiese visto a un duende de verdad o un unicornio ni esa maravillosa infraestructura de la villa nunca hubiese visto un planetario tan extraordinario como ese ni hubiese visto cómo nace la esperanza y la alegría de un árbol azul donde brotan mariposas tornasol que al volar esparcen vida, sueños y alegrías, nunca hubiese conocido al pequeño Asiul el espíritu y alma de un bosque sagrado y lo más importante de todo nunca hubiese tenido la oportunidad de compartir un viaje maravilloso contigo a mi lado, por eso rio ahora por el destino que a veces creemos que nos juega una mala pasada con nosotros pero no lo es ya que nos muestra y da cosas maravillosas por eso rio.

-Entonces no estas enojada conmigo, no me odias por haberte traído acá?

-No, como podría estarlo, si este viaje poco a poco me ha hecho vivir nuevamente, y tu sin querer me has mostrado un mundo al cual nunca pensé ni imagine que podría existir y gracias a eso me has dado un regalo el mejor de todos me has devuelto la esperanza de volver a creer en mis sueños y entereza para seguir adelante y sin querer me hiciste volver a sentir nuevamente como antes lo solía hacer.

  Aún estaban abrasados bajo el cielo estrellado e iluminado ahora con sus dos lunas,. Matilda había dejado de llorar y se sentía en paz, pero ya era el momento de volver a casa y no sabía si querer hacerlo o no en ese momento, en ese abrazo infinito.

 

 

  Hacerlo o no. Por fin había encontrado paz para sí misma en ese lugar tan alejado de todo lo que conocía había vuelto a soñar y a creer que todo se puede lograr si se tiene fe y entereza y todo gracias a un error del destino, después de un largo abrazo de ambos comenzaron el camino de regreso a casa bajo el velo de la noche estrellada y por un camino iluminado de polvos de mariposas lleno de esperanza y vida, no quiso mirar hacia atrás ya que no deseaba dejar atrás a ese lugar que le había devuelto la vida que antes poseía y que por un tiempo sintió perdida, caminaron casi toda la noche para llegar hasta la laguna sin fondo pasaron por el manzano donde se conocieron y Mirachs fue a buscar una manzana y se la dio a Matilda  como un regalo y esta la guardo en su pantalón, siguieron su camino hacia la laguna al llegar a la orilla de esta se encontró nuevamente con la familia de sauces que vivía ahí.

-Así que lograste encontrar a tu dragón niña boba jijijijiji

Si, lo encontré y creo que encontré mucho más que eso en el camino papá sauce

-Me alegro tanto por ti mi niña que todo allá salido bien en tu viaje, y ahora ya puedes volver a tu casa.

-Yo sabía que lo lograrías niña boba ya que pudiste cruzar los límites de este mundo con el otro por que no podrías encontrar a un dragón, a tu dragón.

-Gracias por todo papá y mamá sauce por la ayuda que me dieron cuando me desperté y por supuesto el animo

-No hay de que, para es estamos los sauces para cobijar al viajero.

  Había llegado la hora de partir, estaban todos a la orilla de la laguna estaba amaneciendo y el sol estaba dando sus primeros rayos de calor y con ellos acariciaba suavemente lo que ellos tocaban, Matilda saco de su collar con el anillo de Mirachs y se lo puso entre sus manos

-Parece que llego la hora de volver a casa Matilda.

-Si así parece Mirachs, el dragón guardián del Bosque Asiul.

-Es muy raro que alguien me vuelva a llamar así después de tanto tiempo.

-Pero eso es lo que eres un guardián protector, el guardián del pequeño Asiul, al cual debes proteger y cuidar o no?

-Sí, es verdad eso es lo que soy y debo proteger a Asiul como me fue encomendado al nacer.

  Caminaron juntos hacia la laguna, Matilda sintió nuevamente como la corriente la arrastraba hacia su interior, sintió un poco de miedo pero se le paso cuando Mirachs la tomo de la mano y le dijo al oído  -suéltate, déjate llevar por la corriente yo te protegeré-  y así lo hizo y dejo que la corriente se la llevara y de un momento a otro estaba dentro del agua lo único que hizo fue cerrar los ojos y solo sintió que algo la tocaba y la llevaba muy rápidamente por el agua , empezó a abrir los ojos lentamente y vio a un hermoso dragón blanco de ojos negro azulados, que brillaba bajo el agua y que era su guía, iba montada en  su lomo se aferró fuertemente a él para no caer, esta vez sí se dejó llevar sin luchar al fondo de la laguna y así fue como Matilda y Mirachs comenzaron a atravesar la laguna sin fondo, sus ojos poco a poco se empezaron a cerrar un profundo sueño la invadió y no pudo hacer nada para evitarlo, solo volvió en si cuando despertó recostada a la orilla de la laguna , al levantarse vio los alrededores y pudo ver los juncos que crecían junto a esta, estaba toda mojada y muy cansada que apenas pudo levantarse, no sabía si todo lo que había ocurrido era real o no?

-Ya despertaste, qué bueno!, sabes nunca había mirado con detención esta parte de la laguna y es muy bella y tranquila especial para venir a meditar como lo haces tú verdad?

-Entonces todo fue real y no un sueño Mirachs?

-No claro que no fue un sueño fue muy real, quieres comprobarlo?

  Mirachs le dio la mano para que lo tocara y lo pudiera sentir

-Si fue real como siempre lo has sido o no?

-Sí, sabes es muy lindo tu hogar tal como lo describiste que era.

-Es hermoso, no tan increíble como Greta pero es mi hogar, te gustaría conocer el resto de mi hogar no solo la laguna si no mi casa donde yo vivo?

-No, no puedo solo me quede aquí a tu lado por un momento para ver que estuvieras bien y ahora creo que es momento de decir adiós debo volver para cuidar de Asiul

-Pero, entonces esto es una despedida... definitiva, no te volveré a ver nunca más o si –lo dijo con mucha pena en su voz- Pero...

-Hey Matilda mira el cielo esta hermoso

  Matilda miro hacia el cielo había un gran conjunto de nubes blancas con un cielo azul y un enorme sol muy brillante, cuando agacho la vista para decirle a Mirachs que era normal tener un cielo así en verano se dio cuenta que ya no estaba ahí, había desaparecido, se había ido para siempre y no le había dicho ni siquiera adiós, Matilda se llevó las manos al rostro y lloro de pena ya que jamos lo volvería a ver, nunca más lloro por mucho rato ahí sentada a la orilla de la laguna, y en ese momento llegaron junto a la laguna unos amigos de Matilda que la estaban buscando y la llevaron a su casa para que descansara y se repusiera de la caída a la laguna que había sufrido.

 

  Durante mucho tiempo Matilda iba casi todos los días a la laguna para ver si se encontraba con Mirachs pero eso no ocurría hasta que poco a poco las visitas a la laguna eran menos seguidas una cada dos días, después una cada cuatro, una a la semana hasta que culminaron con una al mes, aunque  siempre tuvo un dejo de esperanza de volverlo a ver, la esperanza nunca se iría de su corazón, después de casi un año de su viaje al otro mundo y seguiría así hasta el final.

 

Join MovellasFind out what all the buzz is about. Join now to start sharing your creativity and passion
Loading ...