Siempre juntos

Llegaste por primera vez a mi vida princesa y yo me enamore en un bar vacío. Mi corazón latía rápido por ti porque tú eres hermosa, la forma en que me mirabas era como una gran tormenta y yo me sentía una casa de naipes y con solo una de tus miradas podías derrumbarme. Siempre mantenías tus hermosos ojos en mí, tú me persuadías con esos ojos azules. Prometiste que nada ni nadie nos separaría princesa, pero no lo cumpliste, te fuiste sin pensar que mi vida dependía de ti…

5Me gustan
6Comentarios
935Vistas
AA

16. La voy a olvidar

##########Niall##########

 

Ver a Elizabeth en ese estado y yo sin poder hacer nada me estaba volviendo loco, después de mil horas mis inútiles ojos vieron la pequeña rejilla que se encontraba arriba, después de varios intentos logre abrirla, no quería dejarla sola pero no había de otra. Cuando pude salir del conducto corrí hacía la planta baja, en las escaleras me encontré con uno de los guardias, le explique lo que pasaba y de inmediato llamo a otros guardias, medio minuto después ya había seis guardias corriendo hacia el tercer piso.

-¡Elizabeth ¿estás bien?!- grite, pero ella no contesto, lo intente dos veces más pero fue igual, llame a una ambulancia. Unos minutos después pudieron abrir la puerta, Elizabeth estaba desmayada por suerte y gracias a que llame antes a la ambulancia ya estaban ahí, la subieron rápido a una camilla, yo subí con ella a la ambulancia.

-¿va a estar bien?- le pregunte al paramédico que le estaba poniendo la mascarilla de oxígeno.

-sí, no te preocupes, al parecer ella solo sufrió una crisis nerviosa por quedarse encerrada-

-Que bien- solté un suspiro de alivio.

Llegamos al hospital, se la llevaron a una habitación y yo aproveche para llamar a Harry, le explique todo lo que paso y dijo que llegaría lo más rápido posible.

Diez minutos después una enfermera me dijo que Elizabeth estaba bien y que podía ir a verla, llegue a su habitación, estaba sentada en el borde izquierdo de la cama, abrí la puerta y ella me miro inmediatamente.

-¿cómo te sientes?- pregunte

-como una idiota por hacer el ridículo frente a ti-

-eso no es hacer el ridículo-

-tal vez pero por lo menos hubiera sido otra persona y no tú-

-creo que te encerrare en un elevador más seguido para que seas más amable-

-no lo harías, estabas muriendo de la angustia por mí-

-tú estabas muriendo, cualquiera se angustiaría-

-Pero no como tú-

-Elizabeth yo...- se puso de pie y camino hacia mí, quedando muy cerca

-¿es cierto lo que dijiste ahí adentro?- tomo mis manos.

-¿a qué te refieres?- dije nervioso debido a su cercanía

-eso de que soy el amor de tu vida y que me amas-

-No puede haber una verdad más cierta que esa, te amo Elizabeth, te amo como no te imaginas -

-¿por qué eres tan idiota?- se separó de mí y se dibujó una sonrisa burlona en su rostro

-¿qué?-

-hace unos momentos te dije que no te quiero y ahora y sin pensarlo dos veces dice que me amas, Niall las chicas se burlaran de ti si sigues siendo tan tonto-

-lo diré solo una vez más Elizabeth... pero será la última, si tú no quieres estar conmigo entonces lo aceptare...- la tome de las manos y la acerque a mí -te amo Elizabeth, desde el primer instante en que te vi, quiero que tú seas el amor de mi vida y quiero que estemos juntos por siempr...- no pude terminar de hablar porque soltó mis manos y un segundo después sus labios estaban sobre los míos, besándome, después termino el beso y apoyo su frente contra la mía y susurro.

-no siento nada cuando te beso Niall, no te quiero- me separe inmediatamente de ella.

-muy bien- dije como si no me importara lo que acaba de decir, pero en realidad ella me hacía sufrir, demasiado -entonces me olvidare de ti y prometo no volver a molestarte-

Salí de la habitación, me encontré a Harry en el pasillo

-¡Niall! Gracias por ayudar a Elizabeth-

-no fue nada Harry-

-después de esto... ¿ustedes no arreglaron nada?-

-ella es muy mala Harry, solo juega conmigo y yo ya no puedo más-

-¿te vas a rendir tan rápido?-

-creo que ya le he rogado demasiado, si ella no me quiere, la dejare en paz-

-pero usted...-

-no insistas Harry, nos vemos después adiós-

Salí del hospital, me sentía muy mal... triste y sobre todo como el más idiota de este mundo por amar a alguien que solo se burla de mí y me sufrir mientras ella no siente nada.

 

Camine unas cuadras hasta llegar a la parada del autobús, iba muy distraído y no me di cuenta que Sandra iba pasando por ahí hasta que ella me hablo.

-¡hey Niall! ¿por qué tan triste?- me pregunto con una enorme sonrisa

-por nada- no iba a contarle que soy un estúpido

-¿me quieres contar?-

-preferiría no hablar sobre eso-

-entonces hablemos de algo que te haga olvidar ese problema- enrollo si brazo con el mío-¿quieres ir a tomar algo?-

-no tengo ánimos- y era verdad, me sentía fatal

-si estás pensando en eso, lo que sea que te pone así de triste, entonces no vas a poder superarlo, vamos anda, ¿una copa? ¿Un café? Mi aparento queda en ese edificio- señalo un edificio blanco que estaba al otro lado de la calle

-de verdad muchas gracias pero no cre...-

-¿vas a ser tan grosero de rechazar mi invitación? Vamos, anda-

Suspire -está bien, un café-

-perfecto- caminamos en dirección a los apartamento, cuando llegamos me dijo que me sentara mientras ella servía dos tazas de café.

-¿qué haces aquí tan noche?- pregunto

-se me atravesó un pequeño problema-

-¿Elizabeth?- bebió de su café -¡perdón! Elizabeth jamás sería un problema para ti ¿han arreglado las cosas entre ustedes?-

-no, de hecho terminamos-

-¿enserio? ¿Por qué?-

-creo que ella y yo no encajamos muy bien-

-no decías eso antes de enterarte que es hermana de Louis Tomlinson-

-no la conocía lo suficientemente bien-

-¿y estas triste por eso verdad?-

-es que yo...-

-¿por qué tienes que sufrir cuando hay alguien más que en verdad está interesada en ti?- dejo su taza de café en la mesita de centro y me miro a los ojos -¿por qué no lo ves?-

-no quiero hacer sufrir a alguien más- obviamente sabía que estaba hablando de ella.

-¿y cómo sabes que va a sufrir? Puedes tratar de olvidar a Elizabeth-

-sería como usarla-

-yo no lo veo así- se acercó a mi demasiado y después me beso, al principio me negué, no por ella si no por Elizabeth pero después recordé todas y cada una de sus palabras diciéndome que no me quiere, que no le intereso y si es así porque yo tendría que detenerme por ella, a partir de ahora voy a olvidarla y si esta es una oportunidad lo haré ¡no me importa Elizabeth! creo que ese dicho de <<un clavo saca otro clavo>> tiene mucha razón y si a Sandra no le importa eso a mí tampoco, tome su cara con mis dos manos y la atraje más hacía mi intensificando el beso, desabotono mi camisa, medio minuto después ya estábamos en su habitación.

Join MovellasFind out what all the buzz is about. Join now to start sharing your creativity and passion
Loading ...