Peligrosa Obsesion

La curiosidad mato al gato...recuerdenlo. Espero les guste, novela completamente original

26Me gustan
25Comentarios
2844Vistas
AA

11. Capitulo Nueve

Capitulo Nueve

 

Han pasado dos días desde que fui a ver a Kelly; mis ideas siguen igual de alborotadas, no tengo una conclusión aun sobre el asunto. Mi padre me presiona bastante, en cada oportunidad que tiene me amenaza de cierta manera esperando a que yo le diga que ya tengo una solución al “problema”; pero la verdad es que no puedo tener una solución a todo esto si honestamente no sé ni cómo me siento al respecto.

 

Termino de alistarme, eh quedado de desayunar con mis amigos; necesito distraerme un poco, tal vez el no pensar en Kelly y Emelí, me ayude a aclarar mis ideas. Liam me ah mandado textos insistiendo en el tema, pero le contesto siempre con que no eh hablado con Kelly; la verdad no sé cómo decirle a mi amigo que soy papá…de la noche a la mañana, tengo una hija.

 

Sacudo levemente mi cabeza, tratando de olvidar un poco el tema; aunque la verdad es que no olvido el tema en lo absoluto, no eh dormido nada bien ni eh podido estar tranquilo. Creo que tal vez es cierto cargo de conciencia de pensar que esa niña pudo haber crecido con su padre pero no fue así, no fue así porque me fui…aunque yo no sabía que Kelly estaba embarazada ¿Cómo iba a adivinarlo?

 

Y de haber esta do aquí ¿Cómo habría reaccionado si ella me lo hubiera dicho?

 

-Ya Malik…-digo para mi mismo- Tienes de relajarte, desayunaras con tus amigos y olvidaras el tema; te mereces un pequeño descanso de todo ese drama –agrego para mí- Y deja de hablar solo, en verdad has perdido la cordura –me regaño

 

Estaciono la camioneta cerca de la entrada de Nando’s, me aseguro de que llevo mi billetera conmigo; al igual que mi móvil.  Me pongo mis gafas oscuras, la mañana esta algo soleada así que van bien con el clima; bajo del vehículo. Camino hacia la entrada del lugar, entro al restaurante.

 

-Bienvenido a Nando’s, buenos días –me dice amablemente el host

-Buenos días –respondo, enfoco la mirada hacia los comensales en el lugar; una risa terriblemente escandalosa llama mi atención

-¿Tiene reservación? –me pregunta el hombre

-Ya me están esperando, gracias –respondo

-Adelante –dice el con una sonrisa amable

 

Empiezo a andar, con forme me acerco a la mesa la risa de Niall es aun mas escandalosa; lo veo que esta al borde de las lagrimas de la risa. Liam regaña de una manera discreta a Louis por lo que sea que haya dicho ó hecho que provoco que Niall esté en este estado tan infantil.

 

-¡Vaya! –dice Harry levantando sus brazos al aire exageradamente- Parece que el normal del grupo ah llegado –agrega

-Hola chicos –respondo con una leve sonrisa, ocupo la silla vacía junto a Louis

-Llegaste a tiempo para ver a Niall con vida antes de que le dé un paro cardiaco de tanta risa…-comenta Liam mirando a Louis seriamente

-Yo solo dije que el pato Donald habla así…-contesta Louis imitando la voz

-Oh dios…-contesta Niall riendo aun mas, mi irlandés amigo esta increíblemente rojo como tomate

-Yo tengo hambre, hay que ordenar –comenta Harry- Solo te estábamos esperando a ti –agrega mirandome

-Disculpen si me retrase, pero había algo de tráfico en la principal –respondo, tomo el menú frente a mi

-¿Niall no tienes hambre? –le pregunta Liam

-Si, claro claro…-contesta de inmediato recobrando la compostura, limpia sus lagrimas derramadas por la risa;  inhala y exhala un par de veces y concentra la atención en el menú que ya se sabe de memoria

-¿Qué tal si pedimos algo familiar y compartimos entre todos? –propone Liam

-Suena bien –respondo, me quito las gafas

-Pero que mal amigo eres –comenta Louis mirandome- Te fuiste de juerga y no nos invitaste –agrega

-¿A qué te refieres? –contesto arqueando mis cejas ante la sorpresa de su comentario

-A que por las ojeras que te cargas…seguramente estuvo excelente la fiestecita –contesta el

-Oh no…-escondo mi rostro discretamente detrás del menú que sostengo- Me eh desvelado por cosas de trabajo, eso es todo –agrego

-Yo pediré algo familiar para mí solo, si gustan pueden ordenar el otro platillo familiar para que compartamos –comenta Niall de repente

-Ósea que pedirás un platillo enorme para ti solo y pediremos otro para que puedas comer de ahí también arriesgándonos a que no nos dejes ni una migaja…-le responde Harry a Niall

-Hay que ser compartidos –dice el rubio sonriente

-Eres un tragón –le contesta Louis

-Tengo hambre, esta mañana solo desayune un emparedado de salami con una malteada de vainilla en lo que llegaba acá –contesta Niall excusándose

-Son una bola de anormales –dice Liam riéndose

 

El resto de la mañana marcha exactamente igual, hablamos de una cosa y alguien habla de otra y se desatan risas sin sentido. Niall termina su postre y pedimos la cuenta, me adelanto a los demás; le entrego al mesero mi tarjeta de crédito para que cargue ahí el total, al final de cuentas yo les eh pedido que nos reunamos.

 

 

No mentiré, si me olvide del tema de Kelly por un momento; pero de a ratos se me venía a la cabeza y quería decirle a mis amigos pero me arrepentía y me enfocaba en lo que ellos decían.

 

Salimos del lugar, nos detenemos frente a la entrada.

 

-Que buena mañana chicos –comenta Harry- En verdad que son una estupidez andando –dice refiriéndose a Louis y Niall

-Ustedes no se quedan atrás –contesta Louis

-Puedo conseguir un palco en el estadio para el partido de este sábado en Manchester –comenta Liam cambiando de tema

-Yo me apunto –responde Niall en automático

-A mi no tienes que preguntarme –dice Harry sonriente

-Yo manejo –dice Louis sonriente

-¿Y tu Zayn? –me pregunta Liam

-Yo soy el papá –las palabras salen de mi boca sin antes ser procesadas por mi cerebro

-¿De los pollitos? –dice Louis levantando una ceja

-¿O te refieres a que serás el papá el fin de semanas y nos cuidaras? –pregunta Niall confundido

-Oh no…-dice Liam mirandome fijamente- ¿Kelly? –pregunta dudoso, asiento con la cabeza- Mierda –concluye sorprendido

-¿Qué que que? –dice Harry mirando a todos- Ya me perdí, ¿qué paso? Ó ¿Qué? ¿De qué hablamos? –dice mirandome

-¿Por qué de repente el amiente se siente tan pesado? –comenta Niall mirando a Liam

-¿Por eso nos ruñiste? ¿Querías contarnos? –pregunta Liam

-Quería distraerme, aun no asimilo la noticia –respondo, agacho la mirada

-Con razón contestabas mis mensajes con evasivas –dice Liam

-Explíquense –comenta Louis

-Resulta que Zayn había estado saliendo con una chica de la preparatoria –contesta Liam ya que las palabras no salen de mi boca

-¿Cuándo? ¿En la época de la prepa ó actualmente? –pregunta Harry interesado

-Ahora que regreso de Italia –responde Liam- Salieron por un tiempo, hablaban de todo pero por cosas del destino; Zayn se entero de que ella tenía un...pequeño secreto –agrega

-¿Es hombre en realidad? –dice Niall asustado

-Ella tiene una hija –contesta Liam

-Que es hija mía –concluyo yo, levanto la mirada

 

Harry, Louis y Niall me miran boquiabiertos; los tres se miran entre ellos, parecen hablar internamente para que yo no escuche sus opiniones.

 

-¿Acaso es esa chica de la fiesta en mi casa? –dice Louis rompiendo el silencio, asiento con la cabeza- Rayos…era linda la mujer –agrega

-¿Quién? –dice Niall curioso

-¿Kendra se llamaba? –comenta Harry

-Kelly…-susurro

-Me pregunto por ti en la graduación –comenta Harry- Ahora entiendo…-agrega

-¿Qué piensas? –pregunta Louis serio

-Que no se qué hacer -respondo honestamente

-¿Ya has hablado con ella seriamente? –pregunta Niall

-Algo así, le eh hecho mil preguntas que ella me ah respondido pero aun así sigo con las ideas revueltas –contesto- Son muchos los puntos que debo de unir y demasiada la confusión, no tengo ni mis ideas ni sentimientos en claro –agrego

-Tal vez y hablar abiertamente del tema te ayude en algo –comenta Liam- Puedes contarnos todo lo que ella te ah dicho, tal vez y repasando  sus palabras podrás llegar a una conclusión –agrega

-Créeme que sus palabras se repiten una y otra vez en mi cabeza en cada momento –contesto

-Yo no entiendo a que conclusión se refieren –responde Harry- A pesar de tu confusión, ese niño es hijo tuyo; es algo que no puedes cambiar –agrega

-Es niña, se llama Emelí –contesto, el lindo rostro de la pequeña se viene a mi cabeza; provocándome una sonrisa automática

 

Ahora que eh hablado de esto con mis amigos, siento como un peso menos sobre mis hombros; me siento increíblemente aliviado. Cada uno de ellos opinión sobre el tema, en lo que harían si estuviesen en mi situación. Cada quien uso sus propias ideas y palabras, pero en conclusión; todos coincidieron en que optarían por acercarse a la niña como su padre.

 

El desayuno se convirtió en comida, terminamos por comprar algunos platillos para llevar y comimos dentro de mi camioneta en el estacionamiento de Nando’s mientras hablábamos del tema.

 

Honestamente…yo también pienso en que acercarme a Emelí como su padre, es lo más correcto. Pero no solo depende de mí, también Kelly debe de estar de acuerdo con la idea y no sé si aceptara.

 

Creo que tengo que hablar con ella de nuevo, pero no ahora; me esperare unos días mientras encuentro las palabras adecuadas. Creo que sin pensarlo demasiado, ya eh llegado a la conclusión de lo que quiero hacer.

 

Manejo sumido en mis pensamientos, el ruido de mi móvil me desconcentra; me orillo un poco, detengo la camioneta y saco el móvil de mi bolsillo.

 

Contacto: Yazer Malik

Mensaje: Te pido de favor que pases a la empresa; deje en mi escritorio un folder amarillo, tengo algunos papeles de un nuevo contrato de inversiones que se me olvido revisar. Ya estoy en casa para comer, por favor pasa por el folder que te menciono y traérmelo. Gracias hijo

 

Resoplo, tendré que tomar algunas desviaciones y retornos para ir a la empresa; ya me encontraba cerca de casa. Respondo el mensaje con un “Okey” y guardo mi móvil de nuevo.

 

Minutos después me encuentro en la empresa, los empleados me saludan cordialmente como de costumbre. Saludo a la asistente de mi padre, entro a la oficina sin darle detalles de mi visita.

 

-Diablos…-digo en automático

 

Cierro la puerta de cristal detrás de mí, este lugar es un claro desorden; mi padre tiene hojas por todos lados, tazas de café sin terminar y miles de folders amarillos. Hago memoria, el específicamente dijo que un folder amarillo sobre su escritorio; bueno…no es tan especifico, hay unos veinte folders amarillos en el escritorio.

 

Me doy a la tarea de revisar uno por uno, algunos están vacios; otros tienen pocas hojas con las estadísticas de la empresa, mi padre dijo que era un nuevo contrato así que tengo la idea de lo que debería de estar dentro del folder que estoy buscando.

 

-Bingo –digo triunfante

 

Tomo el folder y salgo de la oficina, camino por los pasillos de la empresa; salgo del edificio. Me detengo junto a la camioneta.

 

-Zayn…-escucho mi nombre en un susurro no muy cerca de mí

 

Siento mi piel erizarse por completo, suavemente dirijo la mirada hacia donde proviene la voz. Veo a Kelly de pie a unos metros de mi, vestida casual como siempre; su cabellera algo alborotada como de costumbre, usa gafas oscuras para ocultar su mirada. Aunque aun así, puedo imaginar sus hermosos ojos y siento que puede paralizarme.

 

Mi palpitar se desestabiliza en automático ¿Qué hace aquí? Nunca espere que ella me buscara a mí, jamás…

 

-Kelly –respondo sonando lo mas casual posible

-Espero no importunarte –responde ella sin moverse de su lugar

-Oh no…yo iba de salida –contesto, trago saliva y giro en mi propio eje para tener una mejor vista de ella

-No pienso quitarte mucho tiempo –comenta- Yo…-guarda silencio- Solo venia a hablar un poco contigo –agrega no muy convencida de sus palabras

-Oh claro, vamos a la oficina –respondo decidió a dar unos pasos

-No, no es necesario –dice en automático- Solo tomara un par de segundos, eso es todo –agrega

-De cualquier forma, estaremos más cómodos allá; puedo invitarte un café…-insisto

-Emelí quiere verte –dice repentinamente, no puedo evitar sorprenderme ante sus palabras- La eh tenido estos días preguntándome por ti día y noche…-agacha la mirada, se quita las gafas oscuras

-Oh…-logro pronunciar- Acaso le dijiste…-aclaro la garganta- Es decir…-tartamudeo- ¿Sabe que soy su…-me interrumpe

-No, en lo absoluto –dice ella, levanta la mirada- Simplemente no deja de mencionar a su amigo del parque que no ah ido a visitarla ahora que ella no puede salir de casa –agrega

-Entiendo –contesto, dejo el folder sobre el cofre de la camioneta- Bueno…la verdad es que eh pasado estos días pensando en la situación, ya sabes…-digo nervioso mirándola a los ojos

-No vengo a pedirte una explicación –responde conservando la cordura- Solo venía a decir que…-hace una pausa, parpadea y suspira- Que puedes visitar a Emelí cuando quieras no hay problema –comenta

-Sí, claro –digo en automático

-Por supuesto, no tienes que hacerlo obligatoriamente; no es una responsabilidad que lo hagas –dice ella seria- Solo que la niña se ah encariñado contigo sin siquiera saber quién eres realmente –agrega, suena confundida

-Iré a verla, por supuesto que lo hare –contesto- No lo hare por sentirme obligado, si no porque realmente quiero convivir con ella -agrego

-Si bueno…es tu decisión –responde ella- Finalmente, yo no puedo prohibirte que la veas ahora que sabes; la verdad –comenta

-¿Cuándo piensas decirle a ella? –pregunto sin pensarlo

-¿Decirle que? –dice levantando una ceja

-Que soy su padre –siento un hueco en mi corazón después de haber pronunciado esa frase

-No sé si lo hare –contesta- Seria horrible decirle quien eres y que después desaparezcas por cualquier motivo –agrega- Ó que no te sientas cómodo con la situación y simplemente de olvides de ella –comenta

-Oh no, yo jamás…-me interrumpe

-Creo que eso la destrozaría a pesar de que es muy pequeña, no me puedo arriesgar a que la lastimes así como me lastimaste a mi…-agacha la mirada

-Kelly, yo…-me acerco a ella

-Tengo que irme –da un paso hacia atrás- Solo venia a eso, ya te lo eh dicho y bueno…me voy –aclara su garganta

-No te vayas, quiero decirte algo –comento, doy pasos hacia ella

-Me esperan en el hospital, en otra ocasión será –dice dando la media vuelta sin levantar la mirada

 

Doy un paso más hacia enfrente, estoy dispuesto a alcanzarla y decirle que he decidido incluir a la pequeña en mi vida y a ella también; tal vez y las cosas como “familia” puedan funcionar.

 

Pero sin embargo, me detengo; la observo alejarse. Creo que debo de darle tiempo también, es obvio que se siente igual ó más confundida que yo ante este embrollo.

 

Mientras tanto, pensare en que día puedo ver a Emelí; creo que me siento nervioso ante esa idea de convivir con ella. Ya no será esa pequeña niña del parque que me causaba ternura, la próxima vez que la vea sabré que estoy jugando con…mi hija.

 

Suena increíblemente extraño, pero ante el pensamiento; me siento bien…me siento feliz, la sonrisa en mi rostro lo demuestra.

Join MovellasFind out what all the buzz is about. Join now to start sharing your creativity and passion
Loading ...