Mi niñero favorito: Narry Storan

La estrecha realción de Harry y Niall

1Me gustan
0Comentarios
491Vistas
AA

4. Fouth day {Secret relationship}

Dice que los secretos queman el alma, que consumen el cuerpo y le hacen malas  jugadas a la cabeza. Dice que los secretos son el principio de la perdición, de la desesperanza… y la culpa. Y Harry lo sentía en ese momento, sentía tanta culpa, que verdaderamente no resistía. Su voz temblaba y tartamudeaba y sus palabras eran torpes y casi secas. ¿Cómo había pasado a esto en sólo un mes? Sólo un mes en que su vida se había llenado rápidamente solo de una sola cosa: de la presencia del pequeño Niall Horan. Él no era así… No estaba en esa casa para estar  con Niall, si no para ganar el jodido dinero para su universidad, ¿Porque no se había limitado a hacer su trabajo sin involucrar sentimientos en ello?

-Sí… lo sé, Darcy, lo lamento. No podré ir a verte este fin de semana. Tengo que quedarme en la casa de los Horan… - se quedó callado escuchando la respuesta del otro lado del teléfono y suspiró nerviosamente. - No es que no quiera verte, es que en verdad no puedo… no debo dejar solo a Niall.

Mentiroso. Sabía que estaba siendo una mala persona,  un maldito hipócrita, un traidor. Una gran mierda, pero simplemente no quería dejar a Niall, no deseaba ver a su novia… quería estar con ese rubio idiota que se quejaba por todo. Quería pasar las noches tirado en el sofá acurrucándolo contra su cuerpo, depositando pequeños besos por donde podía y escuchar su preciosa risa cada vez que todo se quedaba en silencio. Música para sus oídos. Harry Styles era un mal chico, pero no le importaba. No quería hacer absolutamente nada en contra de lo que estaba sintiendo.

-¿Estás hablando en serio? Pero… yo no sé si pueda… Quizá Niall no quiera ir a tu casa, amor… - pero la chica no le discutió más. Él tendría que llevar a Niall consigo.

 

********

 

-Estás bromeando, ¿verdad? Tú no tienes porque ir a casa de una extraña sólo porque Harry lo dice… - recriminó Louis con cara de pocos amigos. Era definitivo, el niñero no le agradaba ni un poco aunque todos estuvieran encantados con él, incluso Niall.

-¡Pero… Lou! - gritó el muchacho, echándole los brazos al cuello y recargando su cabeza en la del otro, haciendo un puchero terriblemente adorable. Louis no podía resistirse a eso, nadie podía. - Si lo dejo solo… ellos podrían hacer cosa, no puedo permitir eso.

-Estás enfermo, en serio, Niall. Te han jodido el cerebro. Ellos pueden hacer las cosas que quieran, esa chica es su novia, y te recuerdo que Zayn es tu novio, aunque no me agrade la idea - bramó alejando al rubio de sí mismo, con cierta molestia.

-¡Ay, Louis! Tú siempre sabes cómo arruinarme todo, además… Ya he hablado con Harry, dejaré a Zayn pronto. Estaremos juntos - musitó con tranquilidad. A Louis realmente le sorprendía la manera en que el chico hablaba de las cosas sin ninguna vergüenza ni mucho menos.

-¿Y él dejará a su novia? - enarcó una ceja y se cruzó de brazos. Niall se quedó callado, en realidad no habían hablado de eso.

-No lo dijo… pero sé que lo hará. Me prometió que vamos a estar juntos, y mi niñero no miente - finalizó antes de  darse la vuelta y meterse al salón de matemáticas con Aria que se estaba despidiendo de Liam con un pequeño beso.

Louis resopló antes de dirigirse al aula de  biología al otro lado del pasillo. A él no le gustaba el entusiasmo del pequeño rubio con respecto al niñero, no confiaba en él. La única persona que no iba a dañar a Niall era él, Louis Tomlinson. Pero le quedaba claro que Niall nunca lo miraría como algo más que su mejor amigo.

 

**********

 

Y ahí estaban, Harry y Niall, en la casa de la  fulana Darcy, mirándose de reojo y a una distancia prudente (aunque obviamente antes de entrar se besaron un buen rato y se dijeron algunas cosas) uno del otro, la chica les recibió con una sonrisa y les invitó a entrar. Niall estaba con una cara de asco que no podía con ella, la chica ni siquiera le agradaba y la forma en la que se le pegaba a Harry le daba más asco aún. No podía soportar eso, se arrepentía de haber sido sin dudas. Ese mes que había pasado con Harry Styles había cambiado su vida por completo, se había enamorado, aunque en realidad aún tenía miedo de a donde les iban a llevar las cosas. Lo que sale mal, puede salir peor ¿no?

-Espero que te sientas cómodo aquí, Niall - sonrió la chica de cabello rubio y ojos verdes, Darcy.

-Sí, seguramente que sí. ¿Tienes un teléfono? Necesito hacer una llamada - dijo él, y una vez que la chica le hubiese señalado el camino a la sala, se colgó del teléfono, tendiéndose en el sofá, y llamó a Aria.

-¿Qué pasa, pequeño leprechaun? - contestó la chica con voz animosa, era raro que la encontraras de tan buen humor.

-Me quiero ir. No lo soporto, la chica es tan pegajosa. Es como si supiera lo que ocurre y lo hiciera a propósito para molestarme… - susurró con voz  bajita por si es que alguien andaba cerca y las paredes no eran tan gruesas.

-¡Niall! Ella es su novia… no lo hace a propósito, deja de decir estupideces. En serio no sé porque quisiste ir si sabías que tendrías que soportar eso - gruñó ella, y Niall escuchó un abucheo del otro lado, supo que estaba con Liam.

-¡Lo sé! Pero es que no podía permitir  que estuvieran solos, tengo que hacer cualquier cosa para evitar que eso pase.

Y eso hizo, se la pasó toda la tarde encima de ello, sentándose en medio y hablando en todo momento para su atención no se centraba en nada más. Darcy parecía molesta al no tener ni siquiera una oportunidad para besar a Harry, después de no haberlo visto por casi un mes, pero el rizado estaba más que encantado con las maravillosas escenas de celos que el pequeño hacía, creyéndose el buen actor, ya que Harry se daba cuenta de lo que estaba haciendo. Él sólo se reía y le daba la oportunidad de seguir con su numerito, él de todas maneras ya no estaba interesado en lo que pasaba con Darcy. Iba a terminar con ella, en serio que sí, sólo debía buscar el momento oportuno para hacerlo. Pero sería ese día, o al siguiente, pero no antes de marcharse.

Se pusieron a comer ya caída la tarde y cuando terminaron, Darcy se fue a duchar. Entonces Harry y Niall se quedaron solos en la habitación de huéspedes desempacando sus cosas, juguetearon un poco y se dijeron algunas cositas, nada realmente serio ni comprometedor.

-Pienso que deberíamos irnos mañana por la mañana, Hazza. - musitó el niño sacando una pila de ropa de su maleta.

-Sí, eso creo. Primero debo hablar con Darcy sobre el asunto de la separación… No es fácil, Ni.

-¿Le vas a decir que es por mí? Yo soy tu novio ahora - sonrió con suficiencia. Él aún no arreglaba nada, pero ya se daba ese titulo de todos modos.

-Sólo si le dices a Zayn que yo soy el motivo de su término.

-Zayn vendrá para navidad, y entonces hablaremos - aseguró encogiéndose de hombros después. - No te preocupes por nada, Styles.

-Yo me preocupo por ti, Ni. En serio, no quiero cometer un error… no quiero que juegues con esto sólo un momento y después te canses - susurró con voz queda, y el más pequeño se sitúo delante de él para rodearle el cuello y depositar un beso en sus labios, Harry le tomó de la cintura y respondió.

Se sentía bien, en realidad. Fuese un error o no, era algo que le hacía feliz. Había esperando tanto para sentirse así, porque aunque él quería a Darcy… simplemente no era lo mismo. Darcy no era Niall, y ese era el jodido problema. Harry no era tonto, él quería al rubio, sin importar nada, aunque no significaba que en el fondo no temiera  salir herido, Niall no parecía un chico serio. Y eso le asustaba.

-¿Cansarme, de ti? ¡Por Dios, yo jamás haría eso, Harry Styles! Tú eres perfecto, perfecto para mí. - le confesó con una enorme sonrisa antes de juntar sus labios nuevamente, en un beso más apasionado que el anterior.

El ruido de la puerta les hizo separarse de golpe, Harry cerró los ojos golpeándose mentalmente por lo estúpido que había sido aquello, y Niall abrió los ojos como platos buscando a su "novio" con la mirada en busca de una respuesta.

-Darcy nos vio.

Join MovellasFind out what all the buzz is about. Join now to start sharing your creativity and passion
Loading ...