Who i am-Primera temporada-

Sinopsis A veces te preguntas que es lo que haces, lo que eres o simplemente piensas que eres una persona normal, sin ni siquiera imaginar lo que podría pasar en un año, un mes, o incluso un día, el preguntarte ¿Quién eres? Y ¿A qué has venido a este mundo?, No son preguntas fáciles, tienes que descubrirlas, buscar tu pasado y saber ¿qué es lo que viene?, Yo soy ________ Fray y estoy en busca de mi destino.

1Me gustan
3Comentarios
877Vistas
AA

12. Capitulo 12.

Ella estaba ahí. Junto a él, sin más nada que decir. Caminaban, después de lo que había pasado ya no tenían ganas de hablar, ninguno de los dos sentía ganas de decirle algo al otro, era un silencio, un silencio, cómodo, el no hablarse no hacía que ellos sintieran algo de daño, no sentían nada, era algo relajante. Ya se encontraban a pocos metros de la “Casa de Jace”.

-Ya quiero ver a Isabell y Alec.- Jace sonaba divertido.

-Me los presentaras.- ella todavía sorbía, y respiraba entrecortadamente de tanto llorar.

-Claro que si.

-Crees...Bueno… tú crees que yo….- Aparte de la respiración entrecortada, estaba nerviosa, así era como ella se ponía cada vez que alguien la veía llorar. 

Era como si su seguridad se esfumara de su lado y comenzara la inseguridad, sentía que si le mostraba a alguien su parte blanda, esa persona se aprovecharía de ella, y Jace no era de fiar, Bueno, amenos no aun. 

-¿Qué si les caerás bien?.-Pregunto.

-Bue…bueno si.- <<Mierda, porque no puedo mantenerme segura.>>.

-Claro. Bueno, la verdad no se.- sonrió de lado.-A Isabell, no le gusta tener amigas, almenos eso es lo que da a entender, a ella le gusta ser el centro de atención, sin ninguna chica que se la robe. Pero ya la conocerás, aunque no creo que nadie le robe la atención, Ella es muy… 

-¿Sexi?-Pregunto __________. Recobrando un poco de su dignidad y seguridad. 

-Iba a decir alta, pero también es sexi. 

-Ah!,- Se sintió algo rara. Jace le provoco algo raro. Celos tal vez, pero no podía ser eso, Jace solo era Jace, y ya.

El resto del camino ya no hablaron, se adentraban de nuevo a ese silencio, solo que a diferencia del anterior, este ya no era cómodo. Jace ideaba palabras, preguntas o cualquier oración, para sacar a relucir un tema y hablar con ella.

<<¿Y qué tal la escuela?.-Obvió que bien idiota, estaba contigo.- ¿Cómo has estado?,-No esa no. ¿-Y que pensabas?-Esa está un poquito. PEOR, Jace, hoy estas más idiota, estúpido y completamente sin palabras que otros días.>>.Así peleaba consigo mismo en su cabeza.

-Idiota.- Se dijo sin pensar que esa era la palabra clave especial para poder iniciar una conversación.

-¿Me has dicho Idiota, Jace?

-No, lo siento, perdón, era para mí. 

O era _________, o Jace había dejado por un lado esa arrogancia, y se había vuelto normal

. -¿Te sientes bien?

-A que te refieres.

-Bueno, normalmente me dirías algo estúpido, pero en su lugar, me pediste perdón, que yo sepa Jace Wayland el ogro no pide perdón.

-Solo intentaba ser amable, pero en vista de que te gusta sufrir, así lo are.- Mintió, haciendo volver al tono arrogante a su boca.

________, Sentía un gran alivio, no podía acostumbrarse a un Jace amable cuando ya se había acostumbrado al idiota, estúpido Jace Arrogante.

-No es eso, es solo que.-Suspiro.- Olvídalo. 

-No quiero.- Dijo vagamente.

-¿No quieres que?

-Olvidarlo.

-¿Por qué?

-Porque no. Ustedes los mundanos, siempre que quieren zafarse de algo dicen esa palabrita irritante.- _____, Frunció el ceño.- Olvídalo.- Dijo con una voz boba.- Olvídalo.- Ahora la voz era aguda.- No, No quiero, hay cosas que uno no quiere olvidar, pero aun así lo hace. Porque se obliga a hacerlo. 

-Jace.-Ella volvía a hacerlo, volvía a recordar.

- No!,, tú no sabes, yo…- Su garganta, su garganta tenía un nudo, algo que aria que ella llorara, al momento sus ojos se humedecieron, pero nada haría ahora que parara. - Simplemente quiero olvidar…quiero ser de nuevo feliz… al principio era infeliz, luego lo conocí a él, mi mundo comenzó a embellecer. Hasta que el.- Se sentó en el suelo. Ahí en medio de la banqueta.

-Murió.- sonaba seco, no había tiempo para nada. se sentó ahí, cerca de ella, ellos se miraban. Ella mostraba tristeza y el, el solo mostraba, lastima, lastima por ella.

-Yo lo amaba Jace. Y no sabes cuánto. El…Era todo para mi.- 

Y ahí fue, en ese momento ella lloro, se soltó y disolvió todo lo que llevaba dentro, todos eso recuerdos se hacían lágrimas y caían directo en sus rodillas.

Join MovellasFind out what all the buzz is about. Join now to start sharing your creativity and passion
Loading ...