Mi Hermanastro,Harry?

-¿Te das cuenta de que eres mi hermanastro? ¿Harry?- — Lo sé!. No me fastidies!.

97Me gustan
111Comentarios
39019Vistas
AA

35. (35) “El accidente”

“El accidente” Capítulo 35 

—Necesito decirte algo -dijo inquieto.
—Habla -Dije. 

¿Qué tenía por decirme? Me sentía angustiada por alguna razón.

—¿Qué haremos con esto? Hablo del futuro. -Mencionó..- de nuestro “noviazgo”.
—Cierto -Dije con tensión.

Es cierto, nadie aceptaría lo nuestro, ni siquiera me quiero imaginar el rostro decepcionado de mi padre.
O el de Anne. Tengo una idea. 

—Sí -Dijo el con al parecer tensión.
—Podemos, ser hermanastros con derecho. Hablo de que, podemos demostrarnos aquella atracción que ambos sentimos, besarnos, y hasta.. Tener eso.
—¿Sexo? -Dijo mirándome pervertidamente y con atención.

Asentí sonriente.

—Hacer todo eso , sin ser nada. Técnicamente no engañaríamos a nadie. Podríamos seguir siendo hermanastros, sale con otras personas y así. 
—¿quieres salir com otras personas? -preguntó cabizbajo.
—No, sólo si llega a pasar, Anne y mi padre no sospecharían.
—Bien. -Dicho eso. Nos retiramos del lugar.

Nos dirigimos a casa.

[...]
Estaba sentada en el living, mirando la TV. Miré mi celular para ver la hora «5:00pm» me encontraba sola en casa, Anne y Gemma habían salido de compras. Mi padre llevó a Harry a su segunda lección de conducir y Louis no se encontraba en casa si no en clase, por haber hecho desorden.

Miré la casa y se me ocurrió una tonta idea de ir al techo. Tomé un viejo libro de mi madre que aun conservaba. Subí por las escaleras que al parecer ya nadie usaba, se veían desgastadas y sucias. Madera.

Subí. Miré el gran y hermoso paisaje. Recordé los mismo tiempos donde era tan feliz, recuerdo mirar a mi madre con seguridad, y cantar junto a ella. Cada detalle, momentos que no olvidaré.

•Un mensaje interrumpe mis pensamentos•

Damian: Dann, Solo te decia «felices 17,» después no podré.
Danna: Deja de recordarme lo vieja que me hago cada día. 
Damian: jaja Te amo xx.

Damian era raro, y pensar que... Lo he besado. ¿¡LO Eh BESADO!?, jamas supe si había cierto amor entre nosotros. 

Leí varios capítulos de aquel libro viejo y seco, tenía sed. Deje mi libro en el techo. Me dirigí a las escaleras viejas. Iva a la mitad cuando una de estas se rompe haciendo que yo caiga sin poder ayudarme y sostenerme de algo caigo al duro piso. Mi cabeza fue la que chocó mas contra el piso.

Miré una y otra vez el cielo. Miré el reflejo de mi madre en él. Sonreí y es lo único que recuerdo. me desmayé.

NARRA HARRY.-

Steve decidió ir por Louis a su escuela. Estaba nervioso pero el señor dijo que era muy bueno manejando, aun así, me sentía nervioso con algo de miedo. Ni entendía por que, sólo quería llegar a casa con Danna.

(...)
Llegué a casa, toqué varias veces el timbre pero nadie respondía a tal, me vi obligado a usar mi llave.
Me adentré en la casa.

—¿Danna? -grité.

Nadie respondió.
Seguro estará en su habitación dormida. Anne dijo que estaría en casa hace unos minutos.

—¿Danna? -Volví a gritar.

Nada. Ni en su cuarto ni en el mío, ¿donde?, recorrí la casa y miré la puerta abierta de el patio lateral.

Me dirigí a el extrañado. Mire al piso y miré sangre. Me sobresalté al ver a mi amada tirada. Me puse pálido y me asusté, me estremecí y lloré al ver que no reaccionaba. Llamé a un hospital y pronto ellos nos ayudaron. 

(...)
Por suerte, Sólo había sido una contusión no tan grave. Mañana era su cumpleaños y no quería que ella lo pasara en un hospital, sería horrible. Quería hacerla feliz, ella era la chica de mis sueños. 

—Ya, Harry, Me mareas. -Gritó Gemma.
—Ella estará bien Styles. -Dijo Agobiado Louis.

Nos encontrábamos en la pequeña sala afuera de una entrada del consultorio de mi chica. Estaba tan desesperado, enserio me había asustado, daba vueltas y vueltas tratando de convencerme que todo estaría bien. 
El extraño e inmemorable olor de consultorio e higiene se esparcía lentamente por la sala.

—Si, Harry, siéntate. -Dijo Anne Dando pequeñas palmadas a el asiento vacío de su lado.
—No puedo. -Me limité a decir, mi voz ronca volvía.
—Todo estará bien, ya escuchaste al doctor. -Omitió mi madre.

(...)
Todo estaba bien, Danna ya había despertado.

—Ya han pasado todos, ¿en realidad quieres pasar Harry? -Preguntó Anne.

Asentí y me dirigí a donde mi amada.
Abrí ligeramente la puerta y me adentré a aquella habitación. 
La vi, sonreí como idiota unos minutos y me acerqué a ella.

 

Join MovellasFind out what all the buzz is about. Join now to start sharing your creativity and passion
Loading ...