Promises are broken

"¿Prometes que te quedarás?"
"Lo prometo."
"¿Por siempre?"
"Por siempre. Contigo."

Pero no todas las promesas son reales. A veces, la gente cambia y las promesas se rompen.

35Me gustan
16Comentarios
782Vistas
AA

7. Reencuentros inesperados

 

-Ustedes fueron, ¿cierto? -preguntó alterada la pelinegra. Nadie respondió. -Contéstenme. Ustedes, bola de estúpidos planearon todo este viaje para que volviera a ver a ese estúpido, ¿me equivoco?

- ___(tn), creo que deberías calmarte. -trató de tranquilizarla Zayn

-¿¡Qué me calme!? ¿Cómo puedes decirme que me calme, morocho?

-Supongo que con la boca.-bromeó Louis y rió, acción que recibió una mirada de odio de ___(tn)

 

Después de ver a aquel chico misterioso, ___(tn) dio media vuelta y se dirigió a aquellos siete chicos que solía llamar mejores amigos y los llevó al sótano de aquella gran casa siendo seguida por los chicos de One Direction. 

 

-¿Por qué se quedan callados? ¡No se queden mirándome y digan algo! -exigió ___(tn)

-Bien. -comenzó Chaz.-Nosotros queríamos que por lo menos fueran amigos de nuevo.

-Lo cuál ya no veo tan cercano.-farfulló Lily

-Nosotros planeamos todo esto para qué volvieras a verlo. -continuó Caitlin

-Y para que volvieras a ser feliz. -finalizó Jamie

 

La pelinegra suspiró y apretó los ojos con demasiada fuerza, conteniendo las lágrimas.

 

- ¿Y cómo, en el nombre de Dios, pensaban hacer lo que dijeron? -cuestionó entre dientes Somers

-Este...-susurró Mina

- ¿¡Cómo!? -gritó ___(tn) haciendo que todos se sobresaltasen.

- Invitándolo a cenar a la casa sin decirte, jamás pensamos que se le ocurriría hacer una fiesta en su casa. -respondió rápido Christian.

- ¿Invitarlo a nuestra casa? Ni loca dejaba que pusiera un pie en nuestra casa. 

- En realidad...-tartamudeo Ryan-, en realidad la casa es suya.

- ¿Cómo dices que dijiste? -preguntó ___(tn)

-Bueno -exclamó Niall-, creo que es hora de disfrutar la fiesta sin importar qué, ¿cierto?

 

Todos asintieron, incluyendo a la pelinegra la cuál resignada salió de aquel cuarto al que los había llevado, pero antes de cruzar la puerta...

 

- ¡Alto! -exclamó. Los chicos se giraron. - ¿Ese castaño claro sabe que estoy aquí?

-Antes no, ahora sí. -respondió nerviosa Mina

-De acuerdo.-dijo en un alarido suspiro ___(tn)

 

Pasaron unos minutos hasta que el reloj marcó la 1:30 am. En todo ese tiempo la pelinegra jamás se cruzó con aquel chico que tanto odiaba..., y a la vez amaba. La fiesta -después de ese incidente- consistió en bromas, risas y un buen rato con los amigos.

 

-Oigan, ¿a quién le tocaba ir por bebidas? -preguntó Liam.

-A mí. -respondió ___(tn) poniéndose en pie.

 

Se dirigió a la barra de bebidas y pidió al cantinero lo que iban a tomar. Por detrás de la chica se avecinaba un chico a paso veloz.

 

-Demonios, Caitlin. -dijo entre dientes Lily.

-¿Qué? -la pelirroja dirigió su mirada al chico y a Somers. Beadles puso su mano en sus ojos.

-No quiero ver.-gritó Caitlin.

 

Con ese grito llamó la atención de sus amigos, los cuáles segundos después empezaron a tener un ataque de pánico por el show que se iba a hacer. 

 

-Gracias. -sonrió ___(tn) colocando la última bebida a la charola.

 

Antes de que diese vuelta una voz masculina la alarmó.

 

-Hola, ___(tn)

 

La chica soltó la charola lentamente y apretó los ojos maldiciendo su vida, maldiciendo a sus amigos, maldiciendo al cantinero por tardarse tanto, maldiciéndose a sí misma y sobre todo maldiciendo a aquel chico. Abrió los ojos y ahora lo que estaba apretado eran sus puños, los apretó con tanta fuerza que sus nudillos comenzaron a tornarse de un blanco pálido.

La pelinegra pensaba irse corriendo de ahí, dejar que su orgullo y tristeza ganara, pero al contrario de eso se armó de valor y giro sus talones para quedar frente a ese chico.

 

-Hola, Justin.  

 

 

Join MovellasFind out what all the buzz is about. Join now to start sharing your creativity and passion
Loading ...