Got to be you: 2 Temporada.

  • por
  • Rating:
  • Publicado: 31 mar 2013
  • Actualizado: 9 ene 2015
  • Estado: Complete
Después de 1 año de relación con Niall, Karla se da cuenta que todo comienza a cambiar ¿Sera hora de regresar a la realidad?

32Me gustan
54Comentarios
4392Vistas
AA

20. Unknown.

Mis ojos no quieren abrirse, mi boca formó una automática sonrisa, tuve el sueño mas extraño del mundo... Sin exagerar. Comenzó con un viaje a Los Ángeles y terminó con una caminata en la playa, estaba este chico que hacía a mi cuerpo reaccionar extraño, pero no puedo recordar su cara, es como un recuerdo borroso y simplemente no puedo recordarlo. Parpadee al ver brillar la luz que entraba por la ventana, un hermoso día soleado después de una lluvia. Me arrope en las cobijas y admire la luz por unos segundos... -ESPEREN- ¿A que hora me cobije? ¿En donde esta Niall?... ¿Lo imagine todo? Admire detenidamente el lugar para buscar una pista de que no solo perdí la memoria, también la cabeza, y exhale al ver dos tazas de chocolate en la mesa cerca de la chimenea... Supongo que él me subió a la cama y me cobijo. Corrí a el baño y lave mi cara rápidamente, después mis dientes y cepille un poco mi cabello, la ropa mojada de Niall seguía aquí, olvide decirle a Dorota que la secara... Estoy harta de olvidar todo. Tomé la ropa y decidí llevarla a la habitación de lavado yo misma. Bajé por el ascensor y caminé torpemente a la habitación, Dorota estaba ahí y me ahorro el trabajo de tener que hacerlo por mi misma. El timbre de la puerta sonó dos veces, corrí a abrir aunque Dorota me insistía en hacerlo ella y creo que debí de haber hecho caso pues mientras abría la puerta me di cuenta que prácticamente solo usaba una camiseta, claro es lo suficientemente larga como para cubrir lo que no quiero que vean, pero aun así no era suficiente. La cálida sonrisa de Liam hizo que olvidara todo en lo que pensaba, abrió sus brazos e hice lo mismo como reflejo, me abrazó como si hubiese pasado una eternidad sin vernos, que en realidad fue una eternidad comparado con la cantidad de tiempo que solemos pasar juntos... Dejó libre mi cuerpo y nos quedamos en silencio unos segundos, él solo me sonrió y yo hice lo mismo, lo que me pareció suficiente. Tomé su muñeca y me dirigí al elevador, al llegar al piso del arriba caminamos hacia mi habitación, regresé a mi cama y me metí dentro de las cobijas una vez mas, él se sentó en el sofá frente a la chimenea. Me quedé perdida analizando sus facciones, el compás de su respiración, después de lo que pareció una eternidad fue y se sentó en la cama.

Liam: No es tan temprano, ya debes de salir de la cama -Dijo mientras sacudía mi cabello. Puse mis manos a la altura de mis caderas para impulsarme y sentarme-

Karla: Desearía poder quedarme aquí por siempre, admirando el silencio, la paz, el hermoso sol, tu rostro, todo. 

Liam: No puedo prometerte un "por siempre", pero intentare un hoy, un ahora -Se acercó a mi y me abrazó, puse mi cabeza en su regazo y cerré los ojos mientras el cepillaba mi cabello -

Karla: Un hoy es suficiente para mi -Voltee a ver su rostro, acomodándome boca arriba. Él miro hacia abajo, buscando mis ojos - 

Liam: Extrañaba verte así, con tu cara limpia y adormilada, con tu cabello negro resaltando en el blanco de tu cama, tus ojos.. Tu piel… Eres la mejor creación del mundo –Mi corazón palpitaba por el efecto de sus palabras, mi respiración era mas acelerada, igual al de él. Se fue acercando poco a poco, rozó con su mano mi mejilla, cerré los ojos al sentir su suave piel, paso su mano después pues por mis labios – Extraño estos labios – Mi corazón ahora estaba frenético, sus ojos miraron los míos y después sentí sus labios rozar los míos, un pequeño y suave beso, volvió a ver mi expresión, tomé con mi mano de su cuello y lo acerqué a mi rostro y comencé a besarlo, sus labios sabían a menta, el beso cada vez era mas intenso… - Noo…  -Alejó su cuerpo el mío -Yo quiero.. No así, no ahora… Si seguimos después no querré parar y no quiero que pienses mal de mí…

Karla: Okay...-Conteste recuperando el aliento- Yo lo lame...- Y antes de que pudiera continuar volvió a besarme, con fuerza, con deseo, su lengua luchaba contra la mía y luego se separó, el proceso de recobrar aire comenzó de nuevo, Dios este chico si que sabe besar - ¿Que fue eso?

Liam: Ese fue un adiós -Mis ojos se abrieron y busqué los suyos rapidamente- Perdón, quisiera quedarme aquí, así todo el día, pero tengo que encontrarme con Sophia para hacer unas cosas.

Karla: Pero Liam... Me prometiste un hoy.

Liam: Si, lo se, de verdad lo siento, pero no puedo cancelarle, me debe de estar esperando ya. 

Karla: Okayy, vete entonces, solo no olvides que me debes un hoy.

Liam: Nunca -Beso mi frente rapidamente y salio de la habitación-

Para ser sincera ni siquiera se quien es Sophia, pero me daba un poco de pena preguntar, probablemente es su hermana y yo pensando mal. Me metí a bañar y me cambie rápido (un top negro y un overall), por alguna razón las ganas de estar en mi casa se desvanecieron. Me subí al coche y busque en mi teléfono el numero de Niall, ni siquiera sabia si lo tenia pero para mi suerte si y al parecer era el uno en marcación rápida.

Niall: Hey...

Karla: Hola, me preguntaba si estabas ocupado hoy o si tienes planes para comer, estoy un poco aburrida y sola y no se que hacer. 

Niall: Si, si claro tú dime a donde quieres ir o puedo pasar por ti, estoy a menos de una manzana de tu casa, podemos ir a mi casa y pedir pizza o lo que tú quieras. -Sonaba tan entusiasmado que me contagio sus ganas-

Karla: Si, aquí te espero entonces -Me baje del coche y di unos torpes pasos hacia la entrada de mi casa -

Niall: Voltea a tu derecha -Lo hice como un reflejo y mire su coche, corrí hacia él y espere a que se estacionara, se bajó del auto con el teléfono aún en el oído, cosa que aún hacía yo también. Nuestras miradas se conectaron, podía ver la alegría en su sonrisa y era increíble como hacía que mi cuerpo reaccionara igual- Hola -Susurró por el teléfono-

Karla: Hola Niall.

Niall: Deberías de colgar -Dijo mientras de acercó y abrió la puerta del copiloto-

Karla: Cuelga tú -Dije después de cerrar la puerta, mientras me colocaba el cinturón -

Niall: No, tú -Dijo mientras lo veía  por la ventana caminar frente al coche -

Karla: No, tuuu - Abrió la puerta del auto y se subió, volteo a verme y me sonrió -

Niall: Bueno -Y colgó el teléfono-

Karla: Me colgaste!

Niall: Tú lo pediste, tus deseos son ordenes...

Karla: Lo haces sonar tan bien que no me puedo enojar Jaja.

Niall: Y bien ¿Que quieres hacer?

Karla: Sorprendeme.

Niall: Primera parada Haribo -Volteo a leer mi expresión y sonreí, estaba instantáneamente emocionada-

Recorrimos varias manzanas hasta llegar a Haribo. Me bajé sin esperar a que Niall abriese mi puerta y entré a la tienda de inmediato. En menos de 5 minutos mis brazos no podían sostener ni una sola bolsa de golosinas más. Niall llegó con un coche de compras y sin dudarlo arrojé las cosas dentro de el, entre Niall y yo llenamos el coche al menos hasta la mitad.

Karla: Lo suficiente para provocarnos diabetes ¿No crees? 

Niall: Jaja si, creo que esto es suficiente por hoy -Caminamos a la caja registradora, el cajero era un anciano algo tierno, me sonrió con confianza, como si ya me conociera, hice lo mismo- Hey Chris ¿Como va todo? 

Chris: Bien Niall ¿Como han estado? Veo que tú y Karla están a dieta, tuve miedo de que se acabaran todo cuando los vi entrar.

Niall: Muy bien Chris, excelente y no te acostumbres, esto no pasa todos los días Jaja.

Chris: Verlos juntos no pasa todos los días, me alegra volver a verte Karla -Niall le sonrió incomodo y se despidió con la mano, tomó las bolsas y fue a la salida, intente hacer lo mismo pero...- ¿Karla?

Karla: ¿Si?

Chris: Hace tiempo no veía a Niall sonreir, desde que viene solo no es igual, es bueno verlos juntos otra vez -Solo sonreí y asentí con la cabeza. Voltee a ver a Niall y él estaba esperándome en la puerta-

Caminé a él y salí del lugar ¿Que se supone que significa eso? Niall parece saber todo de mi, yo no se absolutamente nada de él, tal vez este pasando por algo malo y ni siquiera me le he preguntado, algo se siente mal. Niall me abrió la puerta y me acurruque en el asiento, me siento mal y curiosa al mismo tiempo. Voltee a observarlo, mantenía su vista en la calle, lo que me permitió examinar su rostro, sus pestañas, la manera en que su camiseta holgada luce perfecta en él, sus manos, su cabello desalineado, el cual parece ser de distinto color de la punta ¿Se lo pinta? 

Niall: Llegamos -Estacionó el auto frente a un edificio-

Karla: ¿En donde estamos?

Niall: Yo vivo aquí, el ultimo piso es mio.

Karla: ¿Y que haremos? 

Niall: Creí que querías que te sorprendiera.

Join MovellasFind out what all the buzz is about. Join now to start sharing your creativity and passion
Loading ...