Got to be you: 2 Temporada.

  • por
  • Rating:
  • Publicado: 31 mar 2013
  • Actualizado: 9 ene 2015
  • Estado: Complete
Después de 1 año de relación con Niall, Karla se da cuenta que todo comienza a cambiar ¿Sera hora de regresar a la realidad?

32Me gustan
54Comentarios
4329Vistas
AA

8. Juntos por siempre.

*Karla*

Un fuerte dolor de cabeza me levanto. Eran las 2 am, me había quedado dormida en los brazos de Niall. Él aun seguía ahí, estaba dormido con su rostro perfecto. Me levanté lentamente para no causar ruidos y salí de su apartamento mirándolo con la sensación de que esta sería la ultima ves que lo vería así. Mi corazón me decía que era momento de dejarlo ir... Hoy por fin abrí los ojos para ver eso que me rehusaba a ver, esto había sido un sueño y fue un sueño mientras duro, pero los cuentos siempre tienen un final feliz en algún momento y si lo hacen es por que tal ves… Solo tal ves si no paran en algún momento probablemente no habrá final, pero tampoco felicidad y no quiero ser el motivo por el cual Niall este perdiendo la suya... Solo se vive una ves y ya lo hice perder bastante tiempo, fui todo tipo de estorbo para él, tuvo que empujarme por meses en una silla de ruedas, tuvo que ayudarme a ver la vida diferente, él se convirtió en mi razón de vivir… Sin darme cuenta ya estaba llorando otra ves. Empecé a caminar, respirar aire limpio para sentirme viva, pero aun así me sentía muerta, vacía... Todo había terminado, lo único que faltaba era decirlo en voz alta. Hace casi 4 años lo conocí, hace casi 4 años me enamore y …

XX: ¿Estas bien? –Una voz extraña hablo detrás de mi, su voz me era familiar y su acento sonaba diferente, se que podría reconocer su acento pero mi cabeza no estaba para pensar, me di la media vuelta y apenas lo pude creer-

Karla: Dios Mio, eres…

XX: Oh por Dios eres Karla Smith, eres mi amor platónico desde que tengo memoria, espera… Dime por favor que no dije eso en voz alta –Se ruborizo, pero en ese momento yo también estaba algo avergonzada-

Karla: Eso debe ser mentira, no puedo creer que soy el amor platónico de Luke Brooks, es demasiado.

Luke: No puedo creer que sepas mi nombre. –Me sonrió emocionado, era absolutamente encantador-

Karla: Soy fanática de sus vídeos, Niall y yo los miramos siempre.

Luke: Eso si que es increíble, jamás imagine que tu miraras mis vídeos, me tengo que peinar mas en el próximo vídeo... Espera lo volví a decir en voz alta –Parecía estar nervioso, pero era muy tierno a la vez –

Karla: Si, si lo hiciste –Me reí un poco-

Luke: Bueno, al menos avergonzarme hizo que conociera en persona tu sonrisa –Me sonrío picaronamente, ya no parecía nervioso- ¿Me puedes decir que haces a las 2:30 de la madrugada caminando por aquí?

Karla: Bueno tú estas haciendo lo mismo, no veo porque es raro.

Luke: La diferencia es que vengo de una fiesta y mi hotel esta cruzando la calle.

Karla: Bueno tal ves yo también vengo de una fiesta y voy a el hotel.

Luke: Karla, este hotel es la competencia de el de tu papá, además vives en Londres si contar que pocas personas regresan de una fiesta llorando –Recordé mi estado y me seque las lágrimas rápido-

Karla: Veo que si sabes quien soy.

Luke: Google es grande.

Karla: Jaja supongo que tienes razón.

Luke: Se que tal ves estés cansada y te quieras ir, yo de hecho me tengo que ir ya, pero ¿Podrías tomarte una foto conmigo?

Karla: Earm si por su puesto... Espera no Jaja estoy completamente demacrada.

Luke: Estas hermosa… MALDICIÓN debo de dejar de pensar en voz alta –Se dijo a si mismo, no pude evitar reírme-

Tomo su Iphone y nos tomamos una foto, después otra y luego otra. Hice algunas caras graciosas para que al verlas no me recordara como a la chica que se encontró llorando en la madrugada. Se despidió  y corrió torpemente a su hotel. Me subí al auto y regrese a casa, recorrí los escalones rápidamente y avance a mi habitación hasta llegar a mi cama, me aventé en ella y seguí llorando, pero esta ves ya no lloraba por tristeza, esta ves lloraba por miedo, miedo a que todo quedara así… Miedo a que Niall dejara todo así, que este fuera el fin y que mis sospechas fueran ciertas, miedo a que no me quisiera y que ni siquiera luchara por mi. Mi cabeza daba vueltas entre tantos pensamientos, pero mis parpados podían más que ellos y entonces me dormí, esperanzada a despertar hace unos meses atrás y que todo fuera igual de perfecto que antes, solo cerré los ojos y recordé sus palabras en cada despedida “Juntos por siempre”.

Join MovellasFind out what all the buzz is about. Join now to start sharing your creativity and passion
Loading ...