La gente cambia - (Zayn&Michelle) Novela Original.

Sinopsis: Michelle, una chica aventurera que luego de sufrir un horrible pasado gracias a su peor enemigo, Zayn Malik, se muda de Las Vegas a la ciudad de Chicago, creciendo en paz con sus nuevos amigos y familia. Pero los cambios de trabajo de sus padres hicieron el peor destino para ella; volver a Las Vegas.
Michelle debe enfrentarse otra vez a Zayn Malik, sufriendo de sus actos estúpidos, ella realmente lo odiaba. Hasta que descubrió, que él había cambiado... Y supo, toda la verdad y la explicación del por qué él era así...

5Me gustan
0Comentarios
1246Vistas
AA

21. Arrepentida.

-Pues deberías haberte dado cuenta. ¡¿Estás loca?!-dijo alterándose. 
-¡Lo siento! ¡Yo no sabía que pasaría esto! ¡No sabía nada! ¡No puedes gritarme así!-dije gritando al igual que él.
-¿Te das cuenta de lo que acababa de pasar?-dijo mirándome y haciendo señas con las manos, mientras gritaba.


-¡SÍ! ¡Me dí cuenta! ¡Yo soy la que estaba por ser violada!
Él trató de decir algo pero se quedó callado, mirándome. Observé su ojo y estaba tomando un color morado.
-Zayn, tienes el ojo…
-Ya lo sé, no me toques-dijo sacando mi mano de su cara.
-Pero quiero ayudarte-dije insistiendo
-No necesito que me ayudes, estoy bien-dijo serio mirando para al frente. 
Él arrancó otra vez el auto.
Luego de varios minutos, el auto estacionó frente a mi casa.

-Baja del auto y entra a tu casa. No salgas hasta que tu mama llegue.
-Entra conmigo-dije abriendo la puerta. Él me miró confundido.
-¿Qué?
-Te ayudaré con las heridas.
-No es necesario. 
-Si no vienes, entonces no saldré de aquí-Cerré la puerta y me crucé de brazos. Él soltó un suspiro de cansancio y bajó del auto, imitándome. Entramos a la casa y todavía estaba vacía.
-Siéntate ahí-dije señalando el sofá. Fui a buscar el botiquín de emergencias y volví hacia el comedor, donde él se encontraba sin remera. Me quedé perpleja al verlo semi desnudo, a metros de mí. Él me miró y reaccioné lo más rápido posible. Me acerqué a él y saqué las cosas. No sabía si mirarle los ojos o mirarle el cuerpo. Nunca había tenido a un chico sin remera al frente mío. Comencé curando su rostro y él a veces se quejaba del dolor. Sus labios estaban partidos y eso no me daba buena ventaja; tenía que concentrarme en sus labios y eso era para nada bueno. Lo confieso, de alguna u otra forma deseé besarlo pero no en este preciso instante, solo, ansias por probar… sus labios…
-¿Ya está?-dijo él quejándose.
-No, estás muy lastimado-dije concentrada limpiando las manchas de sangre. Quedamos en silencio y yo solté lo que sentía.
-Zayn…
-¿Si?
-Gracias.
-¿Por qué?
-Por salvarme. Yo-dije parando-no sé que me hubiera pasado, cuando apareciste tú, tuve esperanzas de que…
-No tienes por qué preocuparte-dijo él mirándome.
-Yo… antes me comporté como una estúpida, y me salvaste igual, y…
-Yo no soy tan malo como pensabas.
-Lo siento Zayn-dije frotando el algodón tan fuerte en la mejilla que le dolió y se quejó-Lo siento.
Se notaba que estaba nerviosa, en mi estómago sentía un nudo, sabía que me iba a agarrar hippo o me iban a temblar las manos y posiblemente él se daría cuenta y… Y… ¡MICHELLE PIENSA POSITIVO! No tienes por qué ponerte nerviosa.
-Listo-dije cerrando la caja -yo creo que eso es todo.
-Gracias-yo estaba mirando mis manos, mientras jugaba con ellos para poder desconcentrarme y sentí su mirada en la mía. ¿Me había dicho gracias? Lo miré a los ojos y él seguía mirándome. Sentía su respiración tan cerca que sabía que su aliento olía a menta. No sé cómo pasó y él se acercaba poco a poco pero yo puse la mano en su pecho y lo paré…
-Espera-dije con la respiración agitada.
-Qué-dijo él igual. Los dos teníamos las frentes chocadas.
-Estoy… asustada.
-¿Asustada? ¿Tienes miedo de mí?
-No, no es eso. Es que no sé… estoy… confundida-dije poniéndome más nerviosa. Ni yo me entendía. Estaba tan asustada, todavía seguía en shock y no me creía para nada que Zayn intentaba… besarme.
-Ya veo-dijo levantándose-creo que me quedé mucho tiempo aquí, tengo que irme, tengo trabajo en la noche.
-Sí-dije levantándome. Miré la ventana y ya era de noche-gracias por todo Zayn-le sonreí como pude.
-No te preocupes-dijo él un poco incómodo. Abrí la puerta y lo dejé salir. Nos despedimos con un beso en la mejilla y él subió a su auto. Cerré la puerta y me apoyé contra ella. Asustada comencé a correr por toda la casa buscando a Alison para contarle lo que había ocurrido, estaba tan asustada, sentía un nudo en la garganta, debía contárselo, debía contarle lo que pasó y lo que hizo Zayn por… mí… Actuó bien conmigo aunque le haya gritado y le dijera unas cuantas palabras…
Join MovellasFind out what all the buzz is about. Join now to start sharing your creativity and passion
Loading ...